Cuidado con blanquear los dientes con carbón activo

Está claro que tener unos dientes blancos y cuidados es algo bueno para nuestra salud y es muy apreciado a nivel estético. Pero, como pasa con muchas cosas, la moda marca unos estereotipos que no todos podemos seguir y en ocasiones ponemos en riesgo nuestra salud, por intentar conseguirlos. Pues bien, una de las nuevas modas es conseguir la sonrisa más blanca. Debido a esta tendencia se están sucediendo infinidad de artículos donde se expone los beneficios de blanquearse los dientes con bicarbonato y limón o con carbón activo. Pero no se habla de forma clara de los problemas que estos métodos pueden acarrear a tu salud bucodental.

Acude a tu dentista

Lo mejor para mantener una salud dental perfecta, es acudir a nuestro dentista de forma regular y así evitar un deterioro de nuestras piezas dentales o exponernos a algunos de los problemas que podemos padecer en nuestras encías.

Además, no solo podemos cuidar nuestra sonrisa acudiendo a nuestro dentista, sino también comiendo ciertos alimentos que favorezcan el cuidado de nuestra boca y eliminando o reduciendo el consumo de otros que la deterioran. Sobre estos alimentos hablaremos más adelante, en este artículo.

Pero vamos a lo importante. Vamos a comentar los pros y contras de realizar un blanqueamiento dental con carbón activo desde casa.

Pros de lavarse los dientes con carbón activo

El carbón activo se utiliza para usos médicos en lo referentes a Toxicología. Cuando, de forma oral, existe un envenenamiento o una sobredosis, se suele utilizar la ingesta de carbón activo para contrarrestar los efectos.

Pues bien, la última moda es utilizar este producto para blanquear nuestros dientes. Si nos lavamos los dientes con carbón activo, es posible que veamos como nuestros dientes lucen más blancos durante unos días. Pero ahí está el truco, solo durante unos días.

¿Esto, por qué es debido? Contras de lavar los dientes con carbón activo

El blanqueamiento que realiza el carbón activo, solo nos durará unos días, debido a que el carbón activo es un producto muy abrasivo y al realizar el cepillado, destruimos el esmalte de nuestros dientes y descubrimos nuestra dentina, la cual es amarilla.

Cuando utilizamos un producto tan abrasivo para nuestros dientes, no solo estamos destruyendo las manchas de nuestros dientes, sino que también nuestro esmalte. El esmalte es lo que protege a nuestro diente de agresiones externas y perderlo puede poner en serio peligro a nuestra pieza dental.

El carbón activo es un producto muy abrasivo para nuestros dientes

Por lo tanto, utilizar productos abrasivos como el carbón activo o el bicarbonato, de forma aleatoria para limpiar nuestros dientes, puede producirnos graves problemas en nuestro esmalte. Incluso, estos problemas pueden ser irreversibles y causarnos sensibilidad dental, caries e incluso la perdida de la pieza.

Imagina que deseas dar brillo a tu coche y le pasas una lija, lo que conseguirás es que desaparezca el brillo y nos carguemos la pintura. Pues bien, con nuestros dientes pasa lo mismo. Si cepillamos nuestros dientes con unos productos abrasivos para nuestro esmalte, lo único que conseguiremos es que a la larga luzcan peor que al principio y perdamos algo crucial para nuestros dientes, como es el esmalte.

Por lo tanto, al final, en este caso, lo barato puede salirnos carísimo. Es por este motivo que lo mejor es ahorrar un poco y acudir a un dentista para que realice una revisión de nuestro estado dental y, si procede, un blanqueamiento. Evitemos caer en tópicos y trucos que no nos van a servir para nada. Mantener una boca sana es un tesoro, asique no permitas que tendencias o trucos, sin base científica, te provoquen un empeoramiento de tu salud dental.

Ahora bien, como hemos comentado al principio, vamos a explicar que alimentos pueden ayudarnos a mantener nuestra salud dental

Como es evidente que deseamos mantener una salud dental sana y bonita, lo mejor que podemos hacer, aparte de acudir a nuestro dentista, es tomar alimentos que nos ayuden a mantener nuestros dientes fuertes y blancos. Además, debemos evitar o reducir el consumo de alimentos que empeoren nuestra salud dental.

Cepillar nuestros dientes con regularidad favorece nuestra salud bucodental
Cepillar nuestros dientes con regularidad favorece nuestra salud bucodental

Algunos alimentos que favorecen nuestra salud dental

Verduras y frutas

De una forma general, el consumo de frutas y verduras ayuda a nuestra dentadura. En algunos casos ayudando a eliminar placa bacteriana y en otros fortaleciendo nuestros dientes con las vitaminas y minerales que necesitamos. El consumo de zanahorias, coliflor, brocoli, plátanos, uvas y manzanas ayuda en el cuidado de nuestros dientes.

Lácteos

Los productos derivados de la leche y la leche en sí, presentan una gran fuente de calcio que nos ayudan a mantener nuestros dientes fuertes y blancos.

Frutos secos

Un consumo de frutos secos nos aporta vitaminas y calcio, algo fundamental para mantener una salud bucodental fuerte.

El Té presenta muchas funciones que favorecen nuestra salud, pero además a nivel de nuestros dientes, nos aporta polifenoles que nos ayudan a luchar contra la placa bacteriana y contribuye a reforzar nuestro esmalte.

Agua

Mantener una hidratación correcta también nos ayudará a la hora de mantener unos dientes sanos y fuertes.

Estos son solo algunos de los alimentos que nos ayudan a la hora de mantener una sonrisa fuerte y sana. Pero existen infinidad de productos que nos ayudaran en el cuidado de nuestra salud bucal. Recordar que mantener una dieta equilibrada, ayuda a nuestro cuerpo a la hora de mantener el aporte de vitaminas y minerales necesarios para un buen funcionamiento y cuidado de nuestro cuerpo.

Productos que debemos evitar a la hora de cuidar nuestra salud bucodental

Algunos de los productos que debemos evitar para así mantener una salud dental correcta son:

Tabaco

El tabaco es uno de los productos que más daño causan a nuestros dientes y encías. Aparte de amarillear en exceso nuestros dientes, puede dañar nuestras encías.

Productos con tintes o pigmentos

Muchos productos como la coca cola, Pepsi o el vino tinto pueden favorecer que nuestros dientes se amarillen. Además, las bebidas carbonatadas pueden crear una desmineralización de nuestro esmalte.

Bebidas ácidas

Consumir bebidas ácidas puede provocar un desgaste en nuestro esmalte y fomentar la perdida de la protección natural de nuestros dientes.

Azucares

Un consumo excesivo de productos con azúcar puede provocarnos caries en nuestros dientes e incluso la perdida de la pieza. Debemos consumir el azúcar recomendado y no excedernos.

Café

El consumo de café de forma frecuente puede provocar que nuestros dientes luzcan menos blancos y tiendan a amarillear.

Estos son solo algunos productos que pueden perjudicarnos a la hora de mantener una salud bucal correcta.

En conclusión…

Debemos evitar los falsos mitos sobre cómo mantener blancos nuestros dientes. Lo que debemos realizar es un cepillado regular, utilizar hilo dental y acudir de forma regular a nuestro dentista. Además, podemos evitar ciertos productos que no favorecen nuestros dientes y fomentar el uso de otros que si nos aportan vitaminas y minerales que ayudan a nuestra salud bucodental.

Por lo tanto, evita cepillarte los dientes con carbón activo, es excesivamente abrasivo para tu esmalte y puedes llegar a dañarlo.

Algo que también dice mucho de nosotros, es nuestra piel. Nuestra piel es algo que debemos cuidar y mantener sana para que luzca bella y bonita. Si deseas conocer algunos trucos para cuidar tu piel en inverno, no te pierdas el siguiente artículo: Consejos para cuidar nuestra piel en invierno